Búsqueda (Universo reducido)

Tu búsqueda me llevó bien lejos

hasta los confines de la tierra,

ande mil noches, me arrastré otras tantas

para alcanzar tan solo,

el quinto cielo de tu veneno.

Anuncios

La luna

La luna se refleja

en el mar

como el alma

en los ojos.

 

La vida es dulce

en la Tierra

como la miel

en los labios.

 

Y yo ser extraño

amo la luna, el mar,

la vida, tus labios

III (Ansia Voraz Capítulo Confesiones)

Resuenan en el aire las frías notas

de un instrumento que nadie toca

que entona una triste copla.

 

Mi alma clama por salir a flote

rezumando por mi piel cristalinas gotas

que apenas al tocar el aire se evaporan.

 

Me hace caer en un extraño sueño

el palpitar convulso que siento

al percibir mis sentidos un suspiro ajeno.

 

Al amanecer los rayos del sol

derretirán los hielos que congelan mi pecho

para que mis ojos se llenen otra vez de gotas.

 

Mañana al despertar de mi letargo

tu serás el bálsamo calmante

con el que sanar mis cicatrices.

Las estrellas de tus ojos

 

Quisiera contemplar toda mi vida

las estrellas de tus ojos,

quisiera soñar cada noche con el roce de tu piel,

contemplar cada mañana el amanecer de tu sonrisa.

 

Quisiera seguir soñando

cuando ya  el sol está en lo alto,

no faltar un sólo día al desayuno de tu boca.

 

Mañana será otro día,

hoy sólo quiero contemplar

las estrellas de tus ojos.

Son mis aristas sin pulir

Si pudiera volver a un pasado…

uno no muy lejano, dijéramos ayer

quizás anteayer, a lo sumo pasado,

cambiaría un par de cosas que esos días pasaron.

 

Como cambiar lo ocurrido,

ni yo ni nadie puede, ni pudo.

El pesar de lo pasado me pesa

y lo ocurrido después me apena.

 

Por eso en estas líneas poderosas

sinceras y deslizadas de mi puño

manifiesto mi pesar y arrepentimiento.

 

Aquí y ahora, dejo escrito

que si bien, no prometo nada

intentaré cambiar aquello que te disgusta.