Las verduras frescas

Acontecimientos que se describen en este cuento

descendiendo por los tallos de tus guisantes gigantes.

¿Nunca pudiste pensar en mí?

Desdichado ser cocinado en tus endibias.

Las verduras de mis despojos, frescas, hervidas o en rebozo

desnudas en los faldones de tu delantal.

He naufragado siempre en tus verduras frescas.

Verduras de tu inocencia desprendida,

lamento de mi ardor remoto.

Legumbre de mi presencia diurna

mendiga de un beso en la huerta de tu cuerpo.

Cocinado en las fogones de tu cocina

con mucha sal y a fuego lento…

goteando mi recuerdo de mi vida de pimiento…

en la parrilla del sufrimiento.

Rubens te pintaría vestida

para desnudarte en sus sueños…

Yo sueño tu alma desnuda

para vestirla en mis versos…

Víctor Fenollar

María

Una niña camina segura

hacia el iluminado altar

sus pasos son conjura

que la llevan al triunfar.

Una niña sonríe serena

ante el camino por andar

que la conduce muy recta

hacia la meta en el altar.

Su familia tras ella

la alienta con cariño

a cada paso que da.

Que nunca nadie te diga

“no puedes llegar”

si tus pasos son decididos, llegarás…

Confinamiento

Un tiempo de locura

sin posibilidad de contacto.

Todos presos en sus casas

ávidos de abrazos

Un tiempo de reposo

sin posibilidad de esparcimiento

muy lejos de sus hábitos

todos confinados en sus aposentos

Un tiempo de aplausos

y solidaridad en los balcones

síntoma de nuestra resistencia.

Un respiro al planeta,

un toque a nuestra arrogancia

la naturaleza es nuestra dueña.

Víctor Fenollar

14/05/2020

Abrazos (Para cuando acabe el confinamiento…)

Abraza las nubes derramadas

no dudes en romper la paz de cristal

nublada de esperanza.

No arruines la mayor sonrisa que descubre el aire,

que un soldadito de plomo vigila tus actos.

Denuncia tu sigilo castigado que nubla tu mente

si en la penumbra algo de tu ser

persigue el aire hasta donde mueren los suspiros.

El alba desatada te mostrará el poder de una mirada,

el placer de un abrazo,

con el que puedes acabar seducida

por el ansia que no se calma.

“Confesiones 2.3.1”

Cuando se dice que sí

se habla con el alma,

cuando se dice que no

se hace con la razón.

cuando es un quizás

lo que sale

se juntan ambas.

05/03/2020

 

Víctor Fenollar

PD: un mismo criterio, varias respuestas  y todas válidas, porque todos somos esclavos de nuestro yo más de nuestras circunstancias.

Fuego Real

La vida es demasiado importante

para perderla en disputas sin sentido

y prestar oídos a aduladores conversos.

 

Sòlo se vive una vez

y en esta vida todas las prácticas

se realizan con fuego real.

 

Obra en consecuencia

y antes de decir

piensa a quien puedas dañar

con las palabras hechas bala.

 

Obra en consecuencia

y antes de hacer

piensa a quien puedas herir

con los actos que se tornan bomba.

 

Víctor Fenollar

19/12/2019

Contradicciones del poeta

Soy el verdugo de palabras esdrújulas

y su interminable cadencia

Soy el amante de las agudas

y su elegante rima.

 

El delineante de perfectos versos

que con ayuda de su escuadra

traza palabras paralelas a mi esencia

y perpendiculares a mi eje de ordenadas.

 

Soy el forjador de palabras imposibles

que en su interior se amalgaman

capturando la emoción y el sentimiento en su alumbramiento.

 

Soy el artífice de versos imposibles

que tan pronto alaban tu modo

como ridiculizan tu tiempo.

 

Víctor Fenollar

27/11/2019

 

 

Rimita (Lucia)

Un día soleado de un octubre ya lejano nació en mi familia una niñita muy querida.

Por culpa de una promesa paso de Amparo a Lucia.

 

Y fue creciendo esa niñita, fue haciéndose mujercita.

Ahora ya en el presente es la mayor de las falleras, ¡perdón, perdón!, la fallera mayor.

 

Disfruta de este año, y de los siguientes….

Pero no dudes ni en segundo que me tienes a tu lado para siempre…

 

Pd: Este poema lo escribí para mi hermanita. cuando fue Fallera Mayor de

La Falla camí de Barçelona, Travesera Camí de Montcà y lo publico ahora

para darle fuerzas… un beset

Víctor

.