La mentira es tu bandera

La verdad es tu única barrera

la mentira es el hogar de tus ideas

estrellarse en un muro es tu único destino

fundir tu odio para dañar mi imagen será tu ruina, será la tumba de tus riquezas.

Cada mañana al despertar te enfundas tu disfraz de ser humano

para vestir tu inhumana alma, para tapar tus realidades plagadas de vergüenzas.

¿Has bebido desde niño en las lagunas estigias todo ese odio que rezumas?

Toda la maldad que transpira esa piel de príncipe,

busca la princesa que te convierta en sapo con un beso de tu asco

sigue buscando, tu princesa está tan cerca, que ya se ve tu decadencia.

Soporta sobre tus hombros todo el odio que siembras

y recoge ahora el boleto de tu privada tormenta bien acomodado en tu sillón de mando.

Ahora es el tiempo de mi llanto y que tu rías un rato,

pero estate atento demonio, mañana serán para ti las lágrimas y para todos…

La verdad acaba siempre saliendo a flote…

Anuncios

Harto estoy

Harto estoy de disfraces, de máscaras que tapan caras y baratas fealdades…

De tapacubos en los coches de choque, de esos que circulan, y queman goma en el asfalto que respiro.

Del comprador de sonrisas, del que mendiga abrazos para llevarse al bolsillo, las migajas de nuestras vidas hipotecadas…

Harto de amores en lata, con burbujas y sin azúcar…

De rumores, de esos que se apagan cuando escuchas, y se reanudan cuando pasas.

También de ver basuras en contenedores con mando a distancia…

De risas sin sentido y casi siempre no sentidas…

De un decimoquinto poder… Ese que no se ve… Ese que nadie conoce… Ese del que nadie habla…

Harto de ti y de mi como rivales, de ti y de mi como “Concursantes del tiempo es oro”…

También de los que alimentan las “vacas locas”  con el no pienso.

De escuelas de pilotos KamiKazes,  escuelas de Azafatas/os de Aerolíneas Subnormales…

También del que se le ocurriera enumerar los Mundos (Sin contar el de Tolkien a mi sólo me suman uno).

Harto de los Señores de la Guerra, Yo los llamaría Esclavos de la tregua.

Harto del sistema 4-3-3, ¿De qué valen defensas nucleares, si no hay ataques galácticos?

También de no ver por fin una SILLA ELECTRICA haciendo masajes…

De él que roba las plumas en las Naciones Unidas…

Harto de los ganadores al estilo Americano, para mi son decorados moñas al estilo Broyway.

También harto de las “Muñecas de famosa…”, de las “Barby sirena”, de los “Ken escalador”, de los “Besugos Bursátiles”…

Harto al mismo tiempo de los cantantes “Voz de estudio” “Cuerpo Gimnasio” “Estrella fugaz”…

De los jardines colgados en balcones, de las pirámides de clases, de los Colosos de Cemento, de los faros halógenos, de los Mausoleos de Chatarra, de los “Templos sin Tino”, de las estatuas de NeoDioses/Deportistas…

¿Qué me queda de ti?

Naufraga en el océano de mi llanto

ahogada en mi lamento miserable, despojo de mi verbo roto,

infernal fue tu rastro, sembrador de todo el mal que recojo,

indiferente fue tu pose, fruto maduro de un Noviembre remoto…

Nunca te conmovieron ni un ápice mis serviles votos,

mis oraciones nocturnas, mis besos fogosos

desprendidos por mis labios carnosos

besos forjados en el calor de tu amor moroso.

Mi Atenas del alma

Ilota de tu cuerpo, naufrago en tu mar Egeo, argonauta  hacia el olvido.

Mi historia ya la cantaban en Efeso, ya la vaticinaron en Delfos…

Con tus lapidarias frases, esculpidas en mármol frío, que tu maestría convirtió en arte

construí los muros de mi plaza inexpugnable en mi Atenas del alma.

¿Qué circo planeaste, para distraer mi conciencia populacha?

Mostrabas fieras disfrazadas, atletas hercúleos, aguerridos guerreros…

La tragedia la fue narrando un poeta heleno, trasmitida de boca en boca por el pueblo…

Adoctrinaste mi libertad en el ágora de tu tiranía demócrata,

Mi Atenas no se rindió entonces, no se rendirá ahora…,

para recuerdo de los hombres que sometiste a tu espartano yugo.

En el seno de tus Termópilas perdí una batalla, para ganar toda una guerra,

Persia, el sacrifico pasará a la historia,

pereció el heraldo en su carrera pero el mensaje me llegó al alma…

¡Mi Atenas no se rindió entonces, no se rendirá ahora…!

Besos sabor menta

Minientrada

En el epicentro de unos labios que derriten las palabras surcadas de afecto…. (siempre tiernas)

Palabras esparcidas de tus labios suculentos, de los que yo voy recogiendo los besos como el que caza mariposas…

Besos rojos, besos azules, besos menta, que regalan caricias que alimentan pasiones y dibujan sonrisas…

Un segundo en la boca y toda una vida en la memoria, tus besos dejan huella en mi piel, impregnándome el alma.

Eres la nata de mi postre más dulce, la guinda, el caramelo, el beso repostero de menta fresca, de menta tierna

necesito, beberlos, masticarlos, respirar esos labios que son besos, ese aire que son labios. (dulce menta)

caricia en la mejilla, deseo en la barbilla, el beso que se pega, el que se siente, el que explota, el que derrite, el largo, el corto, el recatado, el ardiente, el beso loco, el beso gnomo, el beso lapa, todos esos… y más… Los necesito….

Sin ti meramente sobrevivía y contigo ahora supervivo…súper beso, súper abrazo, supercontento… (Pasional estado)

Pasional momento, de dos mitades que se funden en una, que en el silencio se comprenden, que en la palabra se aman, en el beso se unen y en el abrazo se funden… Complicidad de fundamento, necesidad en la premisa…

Toda una vida buscando un amor rentable, un amor amortizable, un beso idílico y masticable dos por uno…

para acabar sin buscar, encontrando un beso menta, un amor enorme cien por cien zumo, e inagotable.

Ahora, no más búsquedas, no mas soledad en la trinchera, solo amor del puro, solo besos menta….