Ya no puedes dañarme, demonio…

Futuro

Por fin liberado del negro presagio

Todo lo que ayer fue negrura maléfica

Y se cernía como mortal tenaza sobre todo mi mundo

Parece ahora ecos de un lejano pasado

Presente

Despierto de un sueño y me encuentro dentro de otro que se torna pesadilla

Me alzo enérgico, para deshacer la sombra y caigo herido por tus perfidias

Ando un paso hacia delante y tú mi falaz amigo, me desandas dos, o tres o cuatro

Reflexión

Y me pregunto ¿Eres tú tal vez mi Dios? No en absoluto, eres demonio.

Y me pregunto ¿Eres tú tal vez Familia? No en absoluto, eres de envidia…

Y me pregunto ¿Eres tú tal vez Honrado? No ni ensueños, eres  de mentira…

Conclusión

Y me ha fallado una pata que sostiene mi mesa, pero aun me cada amigos, salud y familia…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s