Melodías de seducción (Poema IV)

Si hoy al sucumbir al sueño

no alcanzo a sentir tu cuerpo

abrazando mis pensamientos,

seguro que al despertar,

empapado de lágrimas

encontraré mi lecho.

 

Si hoy al despedirme del día

no siento tu rostro

plasmado en mi pupila,

seguro que al despertar

al nuevo día

oprimido hallaré mi pecho.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s